Artículos

Perú: Colapso nacional y mundial

(Por José Diez)

Recibido por una gentileza del autor 03 de junio.- Estas elecciones peruanas no tienen sentido, no tiene validez electoral. No se han hecho las investigaciones debidas contra las “autoridades” que representan este oficio, respecto a los dos candidatos que han cometido delitos penales por corrupción y transferencias económicas a través del fraude con segundas y terceras personas.
 
Se deberían crear organismos de urgencia, imparcial, y judicial que examine estos dos casos de la política sucia, vergonzosa y amañada, que encierra una total gravedad contra las leyes, normas y reglamentos de la constitución.
Si jueces y fiscales hacen la vista gorda frente a sucesos de lesa magnitud; quiere decir que la descomposición moral de estos profesionales de turno necesita un cambio radical, una revisión acuciosa que no los encubra ni los favorezca.
Una seria pesquisa policial de la fiscalía con un trato neutral y contundente sería el motivo; pues, violan de esa manera con total vehemencia y arbitrariedad los intereses del Estado.
Lo que están haciendo actualmente es traicionar de forma aberrante la Constitución, pisoteando las convicciones sociales de nuestro país, mediante la abierta corrupción que reina en las instituciones serias como el Ministerio Fiscal, el Poder Judicial, El Congreso, el Ministerio Público.
Las leyes no se pueden contradecir por más hábil que sea la capacidad profesional. No se puede comprar, sobornar y mucho menos atentar de forma peligrosa contra los valores impuestos en la sociedad.
Los cambios forzados que se han hecho durante la dictadura usando como caballo de Troya el autogolpe u otras artimañas, para promulgar o establecer leyes que advierten delitos, esto es, penalidad por fechorías políticas. Hay intereses creados con finalidades de robo y cohecho.
De qué sirve la oratoria de los farsantes en un recinto de buitres y cleptómanos cuando los intereses son los mismos. Se prestan para causar todo el daño posible a la ciudadanía en general.
Y dicen amar a Dios sobre todas las cosas.
Si los inmorales aman a Dios ante ese encuentro crítico y religioso; entonces, que pensar del demonio en el mundo de los neo liberales.
En nada les interesa el bienestar del pueblo ni los millones de personas que trabajan y luchan por sostener el país en progreso y desarrollo.
Ellos han sido elegidos como se observa claramente por la corrupción asolapada del jurado nacional de elecciones y los representantes del monseñor Obama en América latina.
¿De dónde vienen esas ofertas que transgreden el derecho nacional de sus valores por lo económico?
Indudablemente vienen del país más corrupto y sanguinario del mundo: Las Torres Gemelas.
El Marketing que emplea se basa en los desastres ecológicos. La contaminación es minera, agraria, marina, espacial y forestal. Han nacido para envenenar y corromper todo.
Toda su historia es propaganda y esa propaganda sirve para la intervención directa o indirecta de sus halcones del crimen.
Ellos trabajan para el mercado de cadáveres que almacenan en ¡Las fábricas de la esclavitud!
Hacen un llamado a la democracia desde esa nación reaccionaria, donde reside la dictadura política, de trabajo, segregación, racismo y los imperios de la droga y la corrupción.
La deuda externa fue lo más corrupto de su historia.
Ellos se están preparando para el sueño final. La inmoralidad los ilumina y han hecho de aquel Dios el demonio mejor fabricado e inventado.
Se van a Marte para hablar con él, regresan a la tierra para no hablar con nadie. Su factoría está llena de sepulturas con nombre oficial y millones de anónimos.
Viven en un mundo encantado porque sus dictaduras mueven mucho capital. Ese capital no se verá nunca más, aunque se hable de inflación, presupuesto, reactivación, endeudamiento, o déficit de las economías gangrenadas.
Hay un equilibrio extraño entre el papel moneda que imprimen esporádicamente y las tarjetas bancarias que circulan con fondo económico dudoso; pero igual trabajan fantasmalmente.
CRISIS-NEGOCIO-CORRUPCIÓN, es el acertijo fundamental de los bancos mundiales de Occidente.
Los sin escrúpulos a la hora de la verdad no tienen sentimientos. Si los sentimientos están en crisis confiscan a su interlocutor toda la millonada depositada en sus bancos por las exportaciones de crudo o el tráfico de drogas.
La imbecilidad es profesión y dependencia. Gaddafi, Hussein, Ferdinand Marcos, Noriega, Bin Laden, Ceausesco, depositaron sumas millonarias en espera de ser estrangulados.
Los Suizos mantuvieron un negocio terriblemente sucio y propenso a caducar las empresas bancarias por culpa de su socio Wall Street. Gracias a la idiotez de esos presidentes que soñaron en los intereses bien remunerados que ofrecían esas entidades especuladoras, se engancharon en esos propósitos que desconocían a fondo.
Les asignaron la muerte a estos millonarios de la primavera árabe para confiscar sus pertenencias públicas y particulares.
Por eso decían que la economía era abstracta, y hoy más que nunca se descubre que es más basura que cualquier otra cosa.
Espero que Perú no pierda su protagonismo ni la identidad de su historia, lo genuino de su raza, su auto crítica y evitando la alienación que los embarga.
El pueblo todo tiene que participar. Tiene que acabar con la marginalidad, la segregación, las dietas neo liberales.
Las causas directas son los medios de comunicación, las nuevas tecnologías y la repugnante televisión, con sus imágenes selectivas, tratando de enajenar la mentalidad, los comportamientos y la conducta de la sociedad en general.
El Perú manso se tiene que volver furioso ante esta faena que desgarra la base de sus principios•
Joomla template by Joomlashine.com